Skip to main content

Fabián Rodríguez, héroe de pequeña empresa

¿Cuáles son algunas de las maneras de ahorrar energía a diario en BellaPasta?

Cerramos entre las dos y las cinco de la tarde, por lo tanto, todo se apaga. Se apagan todas las luces. Esto me hace ahorrar dinero todos los días. Me queda dinero en el bolsillo para el futuro de mis hijos. Esto también hace feliz a mi esposa cada vez que paga las facturas y nota que no hay nada fuera de lo normal. Así es como entra en juego la responsabilidad, ya que uno siempre está preocupado por ahorrar dinero.

Es una de las pocas cosas que se pueden controlar en este negocio. No puedes controlar a las personas que vienen a disfrutar buena comida. Siempre se trata de hacer las cosas lo mejor posible. Pocas cosas se pueden controlar. Ahorrar energía es una de ellas.

“Reemplazar los equipos obsoletos. A largo plazo se aumenta la eficiencia. Imagínate un refrigerador de 30 años de antigüedad en comparación con uno totalmente nuevo: la tecnología moderna tiene mejores ventiladores y una refrigeración más rápida.”

Fabián Rodríguez

¿Puedes compartir algunas de las cosas que haces en el restaurante para aumentar la eficiencia energética?

Fue tan simple como cambiar todos los bombillos de los focos a LED. En nuestra puerta principal cambiamos los sellamientos. Si te paras cerca de una puerta que no hemos sellado, puedes sentir cómo se filtra el aire frío o caliente.

De hecho, estás perdiendo o aprovechando energía. Estás tratando de controlar el ambiente interior. Una cosa que logra un impacto enorme es mantener el restaurante limpio. Al menos dos veces al año, examino toda la maquinaria, todos los condensadores y la refrigeración. Es como un auto y su radiador. Y los bombillos de luz para que no se calienten tanto. Tendrán una vida útil aún más prolongada. Observa las aspas de tus ventiladores. Están limpias. Cuando no lo están, no funcionan de manera eficiente y eso cuesta más.

Cambiamos todos nuestros interruptores de luz por temporizadores, de manera que cuando alguien entra al baño, estos se encienden automáticamente. Se mantienen encendidos de cinco a siete minutos, pensamos que es tiempo suficiente. Estas pequeñas cosas pueden parecer insignificantes, pero no lo son; todo suma.

Como propietario de una pequeña empresa y héroe de la energía, ¿cuáles son algunos otros desafíos que enfrentas?

Como propietario de una pequeña empresa constantemente estoy ajustándome, observando, planeando y anticipándome. Tuve que llamar al técnico dos veces para reparar el refrigerador. Y soy de los que dicen, OK, olvídalo. Se descompuso otra vez. Pidamos uno nuevo, porque aunque sean $5,000 en lugar de $75 [por arreglo] cuando compras un equipo nuevo, sé que durará de 15 a 20 años.

El reemplazo de equipos obsoletos aumenta la eficiencia a largo plazo. Imagínate un refrigerador de 30 años de antigüedad en comparación con uno nuevo. La tecnología moderna tiene mejores ventiladores y el enfriamiento es más rápido. Si vemos un aumento en la factura, puede que sea culpa de algún equipo.

¿Compartes tus métodos de ahorro energético con otros propietarios de pequeñas empresas locales?

Sí, constantemente. Recibimos información de las personas y la compartimos. Los restaurantes son pequeñas comunidades. Dependemos los unos de los otros. Es como tomar una cerveza y hablar con alguien de teatro, de comidas o recetas. Eso es lo gracioso; uno podría pensar que todas estas ideas son solo mías, mis secretos. Pero en realidad no es así, todos queremos que lel resto sobreviva por eso nos ayudamos mutuamente a ahorrar energía..

Mantente atento. Conversa, haz preguntas, usa tu conocimiento y experiencia. Somos un poco egomaníacos porque compartimos una gran pasión por lo que hacemos y queremos ver nuestro negocio prosperar más y más cada día. Pero si les haces estas preguntas a la mayoría de las personas en este negocio seguro que te ayudarán. Yo sé que lo haré.